Seguramente habrás empezado a ver cartones de leche de arroz en los supermercados, pues se está empezando a aumentar su comercialización. ¿El motivo? Sus innegables beneficios a la hora de perder peso.

La leche de arroz tiene interesantes propiedades nutritivas:

  • Apta para intolerantes a la lactosa
  • Digestión fácil, beneficiosa incluso con problemas de estómago
  • Baja en grasa
  • Rica en carbohidratos
  • Reduce el colesterol
  • Rica en vitamina D

Es un alimento clave para deportistas que tienen el objetivo de bajar de peso. Además previene problemas cardíacos futuros y derrames cerebrales, dado a su alto contenido de flavonoides.

En cuanto a valor nutricional, la leche de arroz no es muy distinta a la leche de vaca, pero posee más beneficios y es más ligera.

Para adelgazar

Como bien hemos dicho, la leche de arroz es baja en grasa, aspecto importantísimo si queremos adelgazar. Un vaso normal, contiene 1,5 gramos de grasa, de esta manera, las vitaminas son absorbidas por nuestro organismo con mayor facilidad.

La vitamina D, que posee la leche de arroz, participa en un alto grado a la pérdida de peso, ya que garantiza una gran dificultad en la recuperación de los kilos perdidos. ¿Cómo? Pues haciendo un balance en nuestro organismo y evitando descompensaciones originadas por una bajada de peso acelerada.

Importante

La leche de arroz contiene muy pocas proteínas, por lo que se debe acompañar de alimentos ricos en proteínas, como el huevo o frutos secos.

Los mejores momentos para consumir leche de arroz son durante el desayuno y durante la tarde o noche. Tanto se puede tomar en ayunas como justo antes de irse a dormir, ya que no produce pesadez ni problemas de digestión.

Receta para hacer leche de arroz casera